¡Si Corres Bicicleta o Estas Sentada (o) Todo en Día TIENES QUE LEER ESTO!

Recientemente comencé a correr bicicleta en distancias más largas como preparación para un evento. Esto luego de años de solo trabajar distancias cortas o sprints esporádicos solo para el mantenimiento de la salud. Con estas carreras largas diferentes dolores en el área anatómica donde nos sentamos han comenzado (por el uso obviamente) y me recordó la importancia y lo crítico que es el tener el conocimiento adecuado de los posibles daños no solo a la columna, sino que también a la salud en general si es que usted se sienta mucho tiempo o corre mucha bicicleta.

Desde el punto de vista estructural sabemos que el estar sentado con la columna encorvada o flexionada causa un sinnúmero de alteraciones a la estructura de la columna lumbar, y músculos y órganos asociados en esas región. Por ejemplo, las articulaciones facetarias o “facet joints” en el área lumbar al mantener la curva normal en la espalda baja están “cerradas” y sabemos que si usted se encorva o flexiona su espalda baja, como cuando usted se sienta o se monta a correr bicicleta, estas articulaciones facetarias se abren lo que pone altos niveles de presión en los discos del área lumbar (hasta 30% de más presión en los discos) y predispone a lesiones como discos herniados. También sabemos que el área de L5 y S1 no tiene la arteria vertebral, por lo que requiere movimiento constante para que los músculos puedan “bombear” flujo sanguíneo a esa área, por esto es que el sentarse todo el tiempo y hasta la posición en la bicicleta puede afectar severamente ese disco.

Conocemos también que los nervios que salen de esta región lumbar controlan directamente los órganos reproductivos, etc., y a pesar que las investigaciones científicas son inconclusas en el tema de cáncer de próstata o testículos en hombres, definitivamente tiene una relación, gracias a los pequeños traumas (micro traumas) que se recibe y el aumento en temperatura (tanto en la silla de oficina como en la silla de bicicleta.) Otra conexión interesante es que al estar encorvado (a) existe un bloqueo en la circulación también al sistema gastro intestinal, lo que nos puede reducir la habilidad de ir al baño correctamente.

Algunas soluciones para prevenir y/o mejorar esto son:

  1. Ajustes Quiroprácticos específicos- manuales y con instrumentos- esto ayudara a re-establecer la circulación a los órganos y músculo antes mencionadas, y por ende prevenir posibles daños en los órganos, además de remover cualquier tipo de dolor, espasmo, inflamación, etc.
  2. Breaks o descansos cortos frecuentes- si estas sentada o sentado todo el día en el trabajo toma “breaks” frecuentes para levantarte de la silla y estirar o moverte un poco. En la bicicleta lo mismo, levantarse del sillín, hacer extensión mientras se rueda, o detenerse cada cierto tiempo (30 min.- 1 hora.)
  3. Ejercicios de movilidad, estiramiento y yoga- este tipo de ejercicio ayudará a ganar nuevamente el rango de movimiento que pude haber sido perdido durante el tiempo que se ha pasado sentada (o). Además, estos ejercicios contienen un sinnúmero de otros beneficios

Evaluación de la Columna Vertebral y Sistema Neurológico Valorado en $175, SOLO $27

DESCUENTO ESPECIAL